Política de cookies

Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si sigues navegando, entendemos que aceptas su instalación. Para más información haz clic aquí.

Seguir navegando

Gestión Financiera

Crowdfunding: Financiación colectiva para emprendedores

Conoce cómo conseguir dinero para tu proyecto o negocio a través de fórmulas de financiación alternativas como el crowdfunding o micromecenazgo. En este artículo te explicamos qué es y cómo funciona la financiación colectiva, los diferentes tipos de crowdfunding a los que puedes optar para financiar tu negocio y las implicaciones legales que tiene. Toma nota de las recomendaciones que te damos para facilitarte este tipo de finaciación y de los casos de éxito que han coseguido salir adelante gracias al micromecenazgo.

Artículo actualizado el 6/3/2017 y escrito por Infoautónomos

Crowdfunding: Financiación colectiva para emprendedores

En un momento marcado por el bloqueo del crédito y la excesiva dependencia de PYMES, emprendedores y start-ups hacia la financiación bancaria, surgen diferentes modelos de financiación alternativos que pueden ser interesantes para tu negocio, como la financiación colectiva o crowdfunding. A lo largo de este artículo veremos:

  • ¿Qué es el crowdfunding? Definición y características
  • Tipos de crowdfunding
  • Qué debe tener una empresa para ser financiada mediante crowdfunding
  • Ventajas e inconvenientes de la financiación colectiva
  • Novedades legislativas 2014 para el crowdfunding
  • Casos de éxito en Crowdfunding

1.  ¿Qué es el crowdfunding?

El crowdfunding es un modelo de financiación alternativo a otros modelos tradicionales como puede ser la financiación bancaria, el family, friends and fools, los recursos propios, los inversores privados, el capital riesgo o el renting, entre otros.

Se trata de un modelo de financiación en masa o de micromecenazgo en el que diferentes personas interesadas en que un proyecto salga adelante se convierten en inversores o  mecenas del mismo. Es decir, dejan de ser un agente pasivo para convertirse en un agente activo del mismo mediante aportaciones de capital u otros recursos. Como contraprestación, estos mecenas son recompensados de diferentes formas: recompensas, participaciones, intereses sobre el préstamo, etc, en función del tipo de financiación colectiva en la que participen.

La gran diferencia entre la financiación a través de crowdfunding con la de una entidad financiera u otra fórmula tradicional es que en la financiación colectiva el aval del proyecto es la confianza en el mismo.

El crowdfunding es una fórmula que ha tenido un largo recorrido en el panorama empresarial anglosajón, pero cuya incidencia en España se remonta a apenas un lustro. Además, gracias a la evolución de las nuevas tecnologías e Internet, el crowdfunding o micromecenazgo ha encontrado un fuerte aliado en las plataformas online, que ponen en contacto los proyectos a financiar con los posibles mecenas. Además, gracias a esta actividad online, las posibilidades de promoción y difusión se multiplican.

2.   Tipos de financiación colectiva

Crowdfunding de recompensa (Reward crowdfunding)

Es el crowdfunding en el que se ofrece una recompensa como contraprestación a las aportaciones. Aquellos que realizan las aportaciones son los denominados “mecenas”. Así, los mecenas aportan capital a un proyecto y a cambio reciben recompensas (en función de la cantidad aportada) que suelen estar edirectamente relacionadas con el proyecto, como productos o servicios (artísticos, culturales o de empresas) o experiencias que hagan que los mecenas colaboren formando parte del proyecto. Este tipo de financiación es, además, una de las que mayores cantidades de recaudación suele conseguir.

Crowdfunding de inversión (Equity crowdfunding)

Es la fórmula mediante la que se ofrecen acciones, participaciones o beneficios de una empresa como contraprestación al dinero aportado. Las personas que aportan en este caso son denominadas inversores o micro inversores.

Es un modelo menos conocido por el gran público y más enfocado a los inversores de capital riesgo.  Se trata de una variación de las fórmulas tradicionales que busca reducir el riesgo para el inversor gracias a la participación de muchos pequeños inversores.

Crowdfunding de préstamo (CrowdLending)

Fórmula de financiación colectiva en la que son los particulares los que realizan préstamos a empresas a través, generalmente, de plataformas online. En este modelo, la financiación se lleva a cabo en forma de préstamo.

Así, se ofrece un tipo de interés sobre el dinero recibido como contraprestación a las aportaciones recibidas, que suele ser del “precio del dinero” . En este caso, el proyecto o receptor de la financiación debe devolver el dinero recibido más un tipo de interés determinado. No obstante, en algunas plataformas cada prestamista puede fijar el tipo de interés al que presta el dinero. Supone una alternativa a la financiación bancaria tradicional y parece un concepto muy interesante.

Crowdfunding de donación (Donation crowdfunding)

En esta fórmula no hay contraprestación para las personas que financian el proyecto. Los donantes de fondos lo hacen por el mero hecho de que el proyecto cuente con suficiente capital para salir adelante. Se suele tratar de proyectos solidarios o humanitarios o sociales. Se busca conseguir que el proyecto reciba la mayor cantidad de dinero posible, eliminando o reduciendo considerablemente el gasto en recompensas

3.  Qué debe tener una empresa para ser financiada mediante crowdfunding

Como ya hemos comentados, las plataformas online son los  principales catalizadores de ésta forma de financiación. Sin embargo, la publicación de un proyecto en una plataforma online no es suficiente para conseguir el éxito en la financiación. Para conseguirlo es importante que el proyecto cuente con una buena campaña de difusión y que ésta esté correctamente planificada.

  • Aprovechando el potencias de las redes sociales
  • Conectando con el público al que no podemos acceder físicamente de forma online. Por ello, hay que adecuar el target o público objetivo de nuestra campaña, poniendo el foco en aquellas personas que puedan estar potencialmente interesadas en apoyar nuestro proyecto.
  • Sin descuidar el aspecto off-line, el contacto directo con los posibles mecenas. Por ello, es aconsejable intentar conocer en persona a algunos mecenas potencialmente interesados para poder exponer nuestro proyecto y concienciarles sobre los beneficios de sus aportaciones.

No obstante, el éxito de una campaña de crowdfunding no sólo depende de la promoción. El proyecto en sí es, en el fondo, el “leiv motiv” de cualquier mecenas. Por ello, además de la difusión, es importante tener otros factores en cuenta: 

  • Debe de ser un proyecto de calidad.
  • Un proyecto innovador.
  • Proyecto que reciba el foco de la actualidad.
  • Un proyecto con una base social existente e implicada 

4.  Ventajas e inconvenientes de la financiación colectiva

A pesar de que el micromecenazgo se ha convertido en los últimos meses en una fórmula de financiación muy interesante para algunos proyectos y negocios que, de otra forma, no habrían conseguido ver la luz, es necesario valorar las ventajas y desventajas de financiar nuestro proyecto mediante esta fórmula.

Ventajas

  • Control total sobre el proyecto por parte del receptor de la financiación.
  • Durante el proceso de promoción para la financiación se puede llegar a conseguir potenciales clientes de cara al momento al que se lance.
  • Se puede poner a prueba tanto el potencial del producto o servicio como las futuras campañas y acciones de marketing a desarrollar.
  • Permite la obtención de los primeros compradores y clientes, que son los inversores. Éstos pueden llegar a ser muy fieles al proyecto ya que, si han decidido financiarlo, es porque está interesado en ese producto o servicio.
  • Al tratarse de un sistema de micromecenazgo, la deuda generada en caso de que vaya mal no suele ser elevada y, dependiendo del tipo elegido, apenas se crean obligaciones respecto a los inversores.
  • El coste de la financiación suele ser, si no nulo (donaciones), muy inferior al de otras fórmulas tradicionales. Además, este coste es flexible si se trata de un sistema de recompensas.

Desventajas

  • Obliga a la planificación y mantenimiento de una campaña de marketing y promoción antes de que el producto o servicio esté siquiera en activo.
  • La diversidad de microinversores hace que cada uno tenga unas expectativas sobre el proyecto.
  • El hecho de que se trate de proyectos en fases muy tempranas o en manos de emprendedores con poca experiencia es un freno para muchos microinversores, que prefieren invertir sobre seguro.

5.  Novedades legislativas 2015 para el crowdfunding

En mayo de 2015 vio la luz la Ley de fomento de la financiación empresarial, el marco legislativo que regula el crowdfunding. Antes de ese momento el modelo de financiación participativa carecía de modelo legislativo precisamente por su novedad pero desde que en 2014 las plataformas de crowdfunding aumentaran un 114% el ejecutivo se puso manos a la obra para legislar esta fórmula de financiación.

La Ley de Fomento de la Financiación Empresarial afecta especialmente a las directrices de los proyectos financiados por equity crowdfunding que debe atenderse a las siguientes restricciones:

  • El importe máximo de captación de fondos por proyecto será de  2.000.000 para las que se financien con inversores no acreditados.
  • Ningún inversor no acreditado podrá aportar más de 3.000 euros un el mismo proyecto publicado por una misma Plataforma de Financiación Participativa ni más de 10.000 euros en un periodo de 12 meses en el conjunto de los proyectos publicados por una misma Plataforma de Financiación Participativa.
  • Los inversores acreditados (instituciones, empresas con más de 1 millón de euros de activo, más de dos millones de cifra de negocio, los inversores con recursos propios superiores a 300.000 euros y todas las personas físicas o jurídicas cuyos niveles de renta superen los 50.000 euros al año o tengan un patrimonio superior a 100.000 euros y soliciten expresamente este tratamiento) no tendrán límites anuales a la inversión.
  • Límite de financiación solicitado: La Ley de Fomento de la Financiación Empresarial establece que las empresas no podrán traspasar el 125% de la financiación solicitada.

Además la ley también hace especial hincapié en la regulazión de las plataformas de crowdfunding:

  • Supervisadas por la Comisión nacional del mercado de valores (CNV).
  • Capital social mínimo de 60.000 euros para su constitución o de 120.000 euros si en el último año se han financiado proyectos por valore de más de 2.000.000 millones de euros.
  • Obligatoriedad de seguro de responsabilidad social con cobertura mínima de 300.000 euros.

6.  Casos de éxito en crowdfunding

Aunque sobre el papel (o la pantalla) todo parece más fácil de lo que realmente supone llevar a cabo una campaña de crowdfunding, a continuación vamos a ver dos casos de éxito reales de proyectos que han conseguido ver la luz y ampliar capital gracias a la financiación mediante micromecenazgo.

  • Cocoro: Es sin duda una de las campañas más exitosas de 2016. Este proyecto basado en la creación de ropa interior femenina con tejido absorbente, anti bacteriano, hidrófugo y transpirable consiguió 169.652€ en un tiempo record cuando su objetivo recaudación era de 21.560€.
  • La startup de moda Madaísh, primera plataforma de social shopping en España, consiguió reunir 200.000 euros de inversión a través de equity crowdfunding en su primera ronda de financiación a través del fondo de inversión Upcelera, en una operación desarrollada por SociosInversores.
  • La Guía Loogic de Inversión fue elaborada y editada gracias a la participación de 160 personas y empresas las que aportaron más de 27.000 euros a través de la plataforma Lánzanos para poder realizar este manual de inversión para empresas que cuenta más de 200 páginas con información de calidad sobre cómo es el proceso de búsqueda de financiación.
  • Los 1500 kilómetros de aventura emprendedora de Juande Salinas es un proyecto totalmente altruísta y ecológico, financiado a través de crowdfunding y a través del cual, Juan, acompañado sólo de su smartphone, su tablet y su mini ordenador, impartió una decena de conferencias en diversas ciudades de la región dirigidas a empresarios, emprendedores y jóvenes amantes de lo tecnológico
comments powered by Disqus